30 jun. 2012

El elixir de la vida

salí de la habitación rápidamente , bruno estaba dormido igual que sally y fauna. Yo llevaba puesto un vestido de color negro, largo hasta los tobillos , me puse una capa que cubría parte de mi rostro y de mi cuerpo decidí buscar aquella sangre apetitosa de las cuales tenia tantas ganas. Camine por la espesa neblina, llegando a un bar de mala muerte entre, al ver todo estaba oscuro, varias criaturas desagradables a la vista me acerque a la barra
- cantinero. que ofrecen por estos lugares? dije preguntándole intentando cambiar la voz por una mas gruesa, el cantinero era un hombre grande de como unos dos metros el pelo recogido hacia atrás y me dio un vaso con un liquido rojo. sangre dulce sangre, la olí no olía muy apetitosa la probé, era asquerosa.
- no tiene algo mejor? le dije dejando el vaso a un lado
- tenemos mejores pero te saldrá mas cara dijo el mientras limpiaba un vasito,
- tengo dinero si es lo que quieres. dije algo débil ese sabor amargo de sangre sucia hacia enfermarme, el me saco un vaso repleto de sangre, la olí era dulce
- de seguro es de doncella dije sonriendo mientras la bebía todo rapidamente.
- te saldrá cara. dijo el hombre con una sonrisa maliciosa
yo le lance una sonrisa falsa y seguí tomando la sangre extrañaba hincar los colmillos a las venas y sentir correr la sangre caliente en mis labios seguía fantaseando con esas ilusiones mientras bebía esa sangre que sabia amarga de algo dulce pero igual no me gustaba sentí una presencia detrás de mi, al girar era el..
- ¿que haces en este sitio? pregunte sin mirarlo, aun podía recordar aquel beso.
- que mas crees que hago? vengo a proteger a mi esposa, dijo el sentándose a mi lado se recosto su espalda de la barra mientras me miraba, me hacia sonrojar esas mirabas que el me hacia
- quien te a dicho a ti que soy tu esposa? agarre el vaso y tome un sorbo.
- valla así que tu también eres vampiro, mucho mejor todavía .. dime cual es tu edad real? dijo acariciándome el rostro
- tu imbécil, no me toques. dije apartándole su mano, y te digo. A UNA MUJER NO SE LE PREGUNTA SU EDAD, ! le grite mientras rápidamente sacaba de mi bolsillo el dinero y lo dejaba en la mesa, me decidí a deja la taberna,ese insolente y lo único que pensaba era en su beso, me hacia enfurecer.
- Oye! espera un momento! grito Aaldren, llegamos a la calle, toda oscura y gris.
- espera ! dijo el casi cerca de mi , en un instante estaba frente a mi
- dime te gusto mi beso? pregunto rápidamente
- un momento! insolente, dije enfurecida.
- si te gusto, te sonrojaste, dijo el riéndose,
- ni lo creas, eso es la rabia dije apartándolo de mi camino, el me tomo de la mano y me jalo hacia su pecho
- dime , no te trajo recuerdos? dijo el mirándome a los ojos, mis ojos por un momento se conectaron con los suyos, en eso poco a poco nuestros labios se fueron buscando.
- un momento, yo no puedo, tu eres un desconocido, no puedo! yo no soy asi ! esa no soy yo! decía cada vez mas rápido.
- esperate, tu si eres asi, recuerdalo, yo estare ahí incluso cuando tu no sepas que estoy hay.. dijo el sonrendome, me dejo sola , camino recto perdiéndose en la neblina.
-este tipo del demonio me tiene estresada por que siento que me dieron ganas de besarlo.. dijo mientras sacudía mi cabeza sacándolo de mi mente. vamos menody . tu puedes sacarte ese ser de la mente ya que no es nadie. me decía una y otra vez.
Esos caminos que no dejan ver la realidad hacen que cada vez mas de uno pierda el rumbo

...
-Malditos sirvientes vengan ya! dijo la voz femenina a través de la oscuridad, sus ojos rojos era lo único que se veía.
- dime querida , dijo el mismo lacayo de siempre, su perro guardián. Anthony( véase entradas antiguas para referencia el es el sirviente de ella, desde que ella tiene uso de memoria, el a estado a su lado, crecieron juntos, el siente un cierto amor hacia ella, y ella también pero la codicia y el odio puede mas que todo
-quiero que Raymond venga y me traiga mas sangre! quiero fuerzas, fuerzas para destruir a la desgraciada esa! dijo Costanza , cada palabra era una gran cantidad de odio , ella se levanto, su rostro había cambiado ya no era la chica joven de apariencia veinteañera, su rostro aparentaba unos 35, pelo negro y rostro duro, pelo negro y ropa negra lo único que hacia contraste era sus ojos rojos y una piedra esmeralda que tenia en su cuello, era ese mismo collar, el mismo collar que alguna vez miro Robert y lo hipnotizo, un collar que casi se lo roba a su hermana, y en el posee las almas de los pobres seres que ella a torturado, mas bien era su vida, cada vez ella envejecia mas..
- dime mi reina. dijo Raymond, mientras le daba una reverencia.
- quiero que ruede la cabeza de esa perra de menody! quiero verla sufrir! a esa puta! la odio, y cuando su cabeza reude me la traes, quiero yo misma destrozarla poco a poco. dijo ella en un ataque de rabia de cólera, Anthony miro a Raymond
- si tendré que pedir que ya actúen. dijo el mientras se convertia en lobo
- pero que pasa con el espía? dijo Anthony preocupado.
- déjalo. necesitamos que paresca inocente para poder actuar y saber sus pasos. dijo Raymond mientras salia de la habitación Anthony miro con una mirada de preocupación a Constanza cada vez ella envenjecia, era por que su fin estaba pronto.

3 comentarios:

aLucinada dijo...

Algo tarde pero aquí estoy!
Gracias por pasar por mi blog, te estoy siguiendo.
Me ha gustado mucho el capitulo, continua escribiendo :D
Nos leemos, un abrazo!

Sonrisa de cristal dijo...

Me encanto el capitulo *_*
Perdon por responderte tarde, gracias por pasarte por mi blog ^^

Me encanta como escribes, espero que continues ^^

Muchos besitos!!Nos seguimos leyendo!!

R dijo...

quiero leer la sinopsis pero la encuentro :( ya sigo el blog espeor me puedas a poyar con ello, bnito blog!! :)