4 mar. 2017

capitulo 7


- Alyssa soy yo, dijo la profesora Sendaya al otro extremo de la puerta.

- abre, dije mientras arreglaba las sabanas de la cama, ella paso enseguida. - ¿porque tienes la puerta sin seguro? Pregunto ella molesta
- no veo porque debería dije hundiéndome en los hombros.
- todos estamos en peligro y tú eres la única persona solo a ti se te ocurre nadar en el lago del bosque ¿en qué demonios pensabas?, prométeme que no volverás a hacerlo, sí algo te pasa no sé qué hacer dijo ella mientras me abrazaba fuerte.
- pero Profesora, ¿Por qué me dice eso?  Pregunte curiosa era la primera vez que la veía tan desequilibrada de sus emociones, tan vulnerable era extraño que ella estuviera de esa forma.

- olvídalo… come eso, es un regalo- agrego ella dándome una caja de la cual saque un emparedado y mire que me hizo señas, - olvide que no te gusta la mostaza quítala con la servilleta dijo ella señalándola. era una nota, la saque y la coloque debajo de mi almohada.
- ¿tú crees que el profesor Nicolai es extraño? dije sonrojada.
- él me dijo de tu oportunidad de la oportunidad que te brindo, aprovéchalo él es un profesor joven que conoce nuevas técnicas Laryssa esta celosa por eso, quien lo iba a pensar ni a mí se me paso por la mente, Laryssa tanto que ella quería ayudarlo a ser su asistente, ser su amante dijo ella riéndose, y la profesora Rachel está que quema vivo a sus alumnos porque te adelantaste.

- ¿la profesora de electiva? ¿me adelante?  al menos no la veo con ella dije aliviada,- ella estaba enganchada con Nicolai, incluso tuvieron algo, ella tiene 40 pero al verse de menos eso fue punto para ella, pero él me dijo que no le gustaba muy molesta, a él le gustan independientes, jóvenes dijo ella guiñándome el ojo-  cuando yo estaba en Yale yo lo conocí cuando hacia él un curso doctorado en bueno no recuerdo creo que era en cromosomas o algo así yo estaba siendo pasante en ese lugar, y lo vi tan hermoso, pero cuando conocí que era menor que yo  unos cuantos digamos meses y además  para ese entonces parecía un niño de primaria y  desistí, pero tienes que verlo sin camisa es tan... dijo ella excitada.

- Sendaya, si no lo recuerda aun soy menor de edad para esa clase de relatos y además él es nada más y nada menos que mi profesor. dije sonrojada.

- no importa, igual acá en este lugar a nadie le importa dijo ella- me voy tengo tarea que corregir cuídate ese pie salió ella corriendo, luego de probar la hamburguesa recordé la nota, fui hacia ella y la abrí la nota me quedé sorprendida al ver su contenido

- corres peligro, es larga historia esas desapariciones han existido desde que yo estudie en este lugar. estoy de tu lado entiéndelo no puedes estar sola, no se quien está de nuestro lado no confíes en nadie ten cuidado con lo que haces han desaparecido la mayoría de los numero 1 de la escuela reprueba algunos exámenes, destruye esta nota y quémala, busque los cerillos y la queme mientras me comía mi hamburguesa, demonios todas esas palabras quería preguntarle tantas cosas, pero sabía que no podía hacerlo, para más mala suerte ¿entonces, mi vida estaba en tanto peligro? Suspire ahogando la rabia reprimida con la almohada.

Pase 2 días sin ir a clase esperando que los puntos terminaran de sanar para no tener problema al caminar, era visitada varias veces por Nicolai y Sendaya ambos se interesaban en mi salud, pero ninguno de mis compañeros por lo visto en mi salón yo no existía era una nula, al ir a clase con una pantufla y un zapato ni siquiera eso llamaba la atención de la gente, pero esa suerte de invisible cambiaria, en la clase de Nicolai.

- bueno, chicos como saben le doy clase a dos grupos, divididos por lo que decidí combinarlos los grupos a y b  porque quiero hacerles esta clase  general, para no repetirla tantas veces  y me ahorren el trabajo a mí, así que vamos a empezar dijo él mientras daba la introducción a los dos grupos estábamos en el salón casi repletos éramos 46 por lo que nos emparejo en grupos de 2 y 3 , me había tocado de compañero un chico pollito bueno no era un pollito era un chico  normal, pero cada vez que me decía que le pasara algo me decía Pollito, él era de cabello negro y largo de ojos negros y rasgos prominentes de mirada profunda, él era de la otra sección  nadie le hablaba por que los ignoraba por lo que el profesor obligo con las mismas palabras – pollito este es Grayson Pollito Alyssa.
- pollito, se sonrió él.
- Pollito, Pollito, me escuchas ¿Alyssa? dijo el mientras me pasaba un tubo de ensayos.

-  mi nombre es Alyssa no Pollito, tú. dije pensando su nombre
- Greyson me imagine que no lo sabias o te olvidaste dijo el sonriéndome, yo me sonroje de la vergüenza.
- menos charlas y más mezclas, si van a mezclar que sea compuestos que yo mando a hacer no sentimientos, agrego nicolai mientras nos miraba de manera amenazadora.
-que profesor tan pesado ¿verdad? dijo el mientras sonreía maliciosamente yo asentí con la cabeza.
Pasaron las clases y el chico siempre me ponía el apodo de pollito, pero a veces se aburría y me llamaba por mi nombre, era algo chistoso verlo, habían sido 2 clases más hablando con él, en la clase sentía esa mirada fija de Nicolai, luego de terminar la clase incomoda sentí un llamado enojado, de su parte.
- señorita Alyssa la espero luego que termine la otra clase. LA QUIERO EN ESTE LUGAR ENSEGUIDA DIJO EL muy molesto, salí extraña regañada apenada no sabía cómo definirlo me encontré en la puerta con Greyson.

- Hola, dije sonrojada.

- tu jefe le molestaría si te robo toda la tarde? dijo el mientras me tomaba del brazo

- tenemos clase- luego dije apenada.

- no importa, agrego el de forma refrescante mientras me sonreía el usaba su uniforme sin la chaqueta solo la camisa blanca sin la corbata, por lo que lo hacía verse bastante atrevido, me tomo del brazo y me llevo prácticamente a la fuerza, aunque la verdad yo no me resistí  yo me deje llevar era la primera vez que alguien me hablaba no podía perder la oportunidad de sentirme popular y más con un chico atractivo,  salimos de la escuela esquivando los profesores, me recordaba cuando estudiaba en la pública y me escapaba de clases para divertirme con mis dos amigas, me sentía libre corriendo hacia el bosque

- esto es emocionante, dije emocionada saltando.

- tranquila pollito- dijo el mientras sacaba un cigarrillo y lo encendía, - quieres? Me ofreció.

- no gracias negué sonrojada. - vamos es medicinal dijo el guiñándome el ojo. acepte y tome un sorbo, no sabía porque me sentía tan llena de maldad de emoción era el chico que me acompañaba o era que en mi interior yo era de esa forma. - por lo que veo eres una chica que no rompe las reglas y quiere ser la numero uno, los profesores te tienen con grandes expectativas más que a nadie en este lugar.

- serán los únicos, yo soy la persona más invisible es la primera vez que hablo con confianza con alguien por más de 3 minutos y me escapo de clases, dije riéndome nerviosa-
- yo siempre me escapo, deberías de hacerlo es algo entretenido dijo el mientras me aflojaba la corbata. -tu eres una artista, tu alma de es una hermosa artista que busca libertad, no eres de los números dijo el sonriéndome

- pero yo no puedo ser artista, si me escucharas cantar terminas con los oídos sangrando. dije bromeando

- te escucho, estamos en la misma clase de canto y compartimos también francés dijo el riéndose

- por lo que veo... ¡demonios! has visto las peores cosas de mi dije riéndome.

- me gustan, me gusta eso, solo esperaba este momento para raptarte, me pareces alguien que tiene que liberarse y dejar de ser quien quieren que sea... dijo el mientras  agarraba mi cabello y lo tomaba entre sus manos.

- ¿porque nunca te vi en clase, Greyson? Pregunte.
- siempre estuve solo tú nunca me viste, siempre en tu mundo. pequeña dijo el sonriendo

-Greyson. dije sonrojada, poco a poco el efecto de la droga me hacía sentir extraña más liberada, era algo relajante.

- ven acá, dijo el mientras me tomaba de la cintura, empezó a besarme salvajemente se sentía tan bien las sensaciones en mi cuerpo habían aumentado, yo le correspondí el beso, hacia tanto que no salía con alguien que tenía una cita, que miraba a un chico, más bien  tanto tiempo sin besar  a un chico, sus manos se deslizaban por mis muslos y me toqueteaba toda la piel expuesta libre, nos separamos, y caímos rendidos en la grama  y hablamos cosas sin sentidos más que todo era pasar el rato observando la naturaleza

- me encantas pollita, veámonos mañana ¿sí? vamos a pasear dijo el guíñenme el ojo mientras me abrazaba.
- ¿donde? pregunte sonrojada

- yo te paso buscando solo espéralo dijo el riéndose, vamos, ya se acerca el anochecer y si te quedas más a mi lado me tiento a otras cosas dijo el de forma seductora.

-  y si yo…¿ te tiento a ti ? dije mientras me colocaba encima de él, - diablos eres toda una pollita mala, vamos levántate,  te acompaño a los dormitorios no te soporto mas - dijo el mientras me levantaba y me  llevaba de la mano a la entrada de los dormitorios, allí fue a donde  nos separamos, me fui saltando  de alegría hacia  mi habitación pero al abrir la puerta miré una silueta sentada en mi escritorio.

- te dije después de clases puntual, no a la hora que tu quisieras,  NIÑA... dijo acentuando cada palabra.

- lo siento se me olvido dije apenada, él se me acerco y me olfateo - ¿que haces? dije ofendida apartándome.
- estabas fumando hierba, dijo el mirándome molesto- eso está prohibido dijo el de forma autoritaria-  sabes que, ¡te lo prohíbo!.
- también entrar en la habitación de una alumna luego del toque de queda dije de forma desafiante.

 -  por un demonio, enserio  deja de hacer esas cosas y más con Greyson él no es para ti, te lo ordeno  dijo el furioso, veía la rabia en su mirada.
- no me puedes ordenar nada, tienes un limite- agregue molesta por la rabia lo mire - tú no eres quien pueda decirme con quien revolcarme o no  dije molesta

- soy tu... profesor dijo el molesto - te lo ordeno no te quiero ver cerca de él, se fue de mi habitación,  me retorci de la rabia, me fui a bañar par olvidarlo todo, sentía que había pasado algo loco en ese momento, la cólera me nublaba los pensamientos,  luego decidi irme a dormir para olvidar todo  al otro día seguí las indicaciones  de Greyson cuando menos me lo imaginaba el  tomo mi brazo y me llevo corriendo al estacionamiento.

- ven te daré un paseo dijo el dándome un casco.

- ¿saldremos?  dije preocupada, - solo pasaremos por los alrededores, dijo el sonriéndome me monté y fuimos rodando por todo el lugar la carretera cercana paseamos por el bosque hasta llegar casi cerca a los limites.
- si yo hago algo tú te ofendes dijo mientras jugaba con mi corbata
- si yo estoy acá es porque lo permito dije sonrojada. - pensé que eras más tímida.. dijo el riéndose
- que este en una escuela donde nadie me hable es diferente en mi escuela era diferente a este lugar dije riéndome...

- entiendo, entonces... y ¿si te quito una prenda? pregunto el seductoramente.

- ya veo por donde va esto, dije riéndome mientras me bajaba la panty que tenia. . ten te la regaló dije mientras la guardaba en su bolsillo.

- demonios pollito, tu sabes cómo encenderme dijo mientras me tiraba al piso para besarme yo me deje guiar entre gemidos y caricias, esos momentos donde no éramos las mismas personas, éramos otro, mas bien uno.

- diablos, eres demasiado pensé que eras más tímida.. dijo el mientras se arreglaba el cabello.

- no, llegaste 2 o 3 chicos  tarde creo- dije sacándole la lengua

- no entiendo, tienes la cara de un angelito pensé que yo. dijo el sonrojado

- ¿me usarías para tener  sangre de virgen para tu sacrificio satánico? dije riéndome

- no, pero. pensé que eras más. dijo el aun sin encontrar palabras. mire hacia un árbol del fondo. espera. dije mientras me acercaba, esto es. dije mirándolo más deprisa. - tráeme el bolso allí tengo mi cámara en la saco y me la paso

- ¿qué es eso? parece. dijo él luego de una pausa.

No hay comentarios: